Por favor seleccione una página para

8 desencadenantes que cambian tu metabolismo

8 desencadenantes que cambian tu metabolismo
30 marzo, 2017 Ximena Angarita

Si alguna vez has tenido problemas para perder peso, probablemente le has echado la culpa a tu metabolismo lento. Es cierto que este puede afectar tu capacidad de perder peso, pero también hay algunos factores externos controlables que pueden frenar esa tasa metabólica.

Aquí puedes encontrar ocho desencadenantes que hacen lento tu metabolismo, algunos (pero no todos) de los cuales puedes controlar, para asegurarte de que no está saboteando tus esfuerzos de pérdida de peso.

  1. Edad: A medida que envejeces, tu capacidad de utilizar rápidamente la energía disminuye y tu metabolismo puede disminuir. Las personas mayores también tienden a tener menos masa muscular que las personas más jóvenes, lo que se traduce en una tasa metabólica reducida. Mientras que no puedes hacerte más joven para acelerar tu metabolismo, puedes realizar actividad aeróbica de intensidad moderada cada semana y hacer ejercicios de fortalecimiento al menos dos veces por semana.
  1. Estrés: Cuando tus nervios están a reventar tu cuerpo libera cortisol, una hormona producida por el sistema suprarrenal que está vinculado al aumento de peso. Para asegurarte de que el estrés no este haciendo más difícil quitar kilos, trata de calmarte y así logras reducir los factores de estrés controlables en tu vida. Por ejemplo, si el tráfico pesado te pone nervioso, evita las carreteras durante la hora pico. Incrementa tu actividad física, la respiración profunda e incluso la ayuda profesional de un psicólogo o consejero también pueden ser útiles.
  1. Malos hábitos de sueño: No dormir bien en las noches puede alterar significativamente los procesos de tu cuerpo, lo suficiente para predisponer a ganar peso. Incluso durante una noche, la falta de sueño es lo suficientemente importante como para interrumpir los patrones metabólicos. Para aumentar las posibilidades de aumentar el metabolismo, los adultos deben recibir de siete a nueve horas de sueño cada noche.
  1. Falta de ejercicio: El ejercicio no sólo te ayuda a gastar más calorías mientras está físicamente activo, también puede aumentar tu tasa metabólica en reposo. Los adultos de 18 a 64 años necesitan alrededor de dos horas y media de actividad aeróbica de intensidad moderada cada semana, así como ejercicios de fortalecimiento para todos los grupos musculares dos veces por semana.
  1. Dieta: Puede ser tentador restringir severamente tus calorías o omitir comidas para perder peso, pero eso puede ser una práctica autodestructiva. No comer lo suficiente puede hacer que tu metabolismo se frene en un intento de conservar las calorías. Además, comer menos o saltarse las comidas puede aumentar la probabilidad de comer en exceso en la próxima comida.
  1. Medicación: Ciertos medicamentos pueden hacer que sea fácil aumentar de peso y así mismo difícil de perderlos. Si sientes que tus medicamentos pueden estar causando que tu cuerpo gane un peso extra, consulta con tu médico. Él puede ser capaz de cambiar a otro medicamento que sea menos probable que tenga esos efectos secundarios no deseados.
  1. El tiempo: Hay algunas pruebas que la exposición a temperaturas más frías provoca un aumento en el metabolismo, ya que el cuerpo intenta mantenerse caliente. Sin embargo, la investigación en esta área es escasa. Las personas que viven en climas fríos pueden tener más probabilidades de aumentar de peso, porque las temperaturas bajas tienen un efecto negativo en sus estados de ánimo.
  1. Enfermedades: Hay algunas condiciones médicas que pueden hacer que perder peso sea más difícil. Por ejemplo, los problemas de la tiroides como el hipotiroidismo, una condición en la cual la glándula tiroides no produce suficiente hormona tiroidea, puede provocar que las funciones del cuerpo disminuyan y el aumento de peso resulte. En los hombres, los bajos niveles de testosterona pueden tener el mismo efecto. Los medicamentos están disponibles para aliviar la mayoría de estas condiciones o eliminar sus síntomas. Si has estado tratando de perder peso durante algún tiempo y no has tenido éxito, pregúntele a su médico sobre las pruebas de detección para estas condiciones.

Aumenta la cantidad de ejercicio que haces, duerme lo suficiente y habla con tu médico acerca de las condiciones médicas que pueden estar afectando tu metabolismo, estos pasos pueden provocar los cambios positivos que está buscando. Si quieres conocer más de mi trabajo como cirujana plástica, puedes llamarme al (34) 934 878 640 o visitarme en Paseo de Gracia 79, 1°- 2 ª Barcelona, España. CP: 08008.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*